A project of the U.S. Department of Health and Human Services Office on Women's Health

Skip Navigation

Womens Health logo
Noticias
divider line
health day

La apnea del sueño podría aumentar el riesgo de muerte súbita cardiaca

MARTES, 11 de junio (HealthDay News) -- La apnea del sueño aumenta el riesgo de muerte súbita cardiaca, según un estudio a largo plazo, que fortalece un vínculo del que los médicos han sospechado.

"La presencia y la gravedad de la apnea del sueño se asocian con un riesgo significativamente mayor de muerte cardiaca repentina", advirtió el líder del estudio, el Dr. Apoor Gami, electrofisiólogo cardiaco de Midwest Heart Specialists-Advocate Medical Group en Elmhurst, Illinois.

La nueva investigación aparece en la edición en línea del 11 de junio de la revista Journal of the American College of Cardiology.

La apnea del sueño, en que la persona deja de respirar frecuentemente durante el sueño, afecta a unos 12 millones de adultos estadounidenses, aunque muchos no han recibido un diagnóstico. El diagnóstico se realiza después de que una prueba del sueño determina que la persona deja de respirar durante 10 o más segundos al menos cinco veces por hora mientras duerme.

Algunas investigaciones sugieren que la apnea del sueño está en aumento, en parte debido a la epidemia actual de obesidad.

La muerte cardiaca repentina acaba con las vidas de 450,000 personas al año en EE. UU., según la información de respaldo del estudio. Ocurre cuando el corazón deja de latir de forma inesperada y repentina debido a problemas con el sistema eléctrico del órgano. Esos problemas provocan arritmias cardiacas. Para que la persona sobreviva, tiene que recibir tratamiento en cuestión de minutos.

Los electrofisiólogos son cardiólogos que tratan esos problemas de los ritmos cardiacos.

En una investigación anterior, Gami y su equipo habían hallado que los pacientes con apnea del sueño que sufrían de muerte súbita cardiaca con frecuencia morían de noche, un patrón completamente opuesto al hallado en las demás personas sin apnea del sueño que sufren de muerte súbita cardiaca.

"Ese fue el primer vínculo directo [hallado] entre la muerte súbita cardiaca y la apnea del sueño", planteó Gami.

En el nuevo estudio, los investigadores siguieron a más de 10,000 hombres y mujeres, con una edad promedio de 53 años, que fueron remitidos a estudios del sueño en el Centro de Trastornos del Sueño de la Clínica Mayo, sobre todo debido a sospechas de apnea del sueño, entre 1987 y 2003. Tras las pruebas del sueño, se halló que el 78 por ciento sufrían de apnea del sueño.

Durante un seguimiento de hasta 15 años, hallaron que 142 sufrieron un paro cardiaco repentino, que resultó letal o del que fueron reanimados.

Tres medidas predijeron con potencia el riesgo de muerte súbita cardiaca, señaló Gami. Éstas incluyeron tener a partir de 60 años de edad, sufrir de 20 episodios de apnea del sueño por hora o tener niveles bajos de oxígeno en sangre.

La "saturación de oxígeno" se reduce cuando el aire no llega a los pulmones. "Si la saturación de oxígeno más baja era del 78 por ciento o menos, el riesgo de [muerte súbita cardiaca] aumentaba en un 80 por ciento", señaló Gami. En una persona sana, lo normal es del 95 al 100 por ciento.

Sufrir de 20 eventos por hora se consideraría una apnea del sueño moderada, dijo Gami.

Gami halló un vínculo, no causalidad, entre la apnea del sueño y la muerte súbita cardiaca. No puede explicar la conexión con toda certeza, pero dijo que hay varias explicaciones posibles. Por ejemplo, la apnea del sueño se relaciona con el tiempo de ritmo cardiaco que provoca la muerte súbita cardiaca, señaló.

Las personas que sufren de apnea del sueño o que sospechan que la padecen deben tomarse los hallazgos del estudio en serio, enfatizó el Dr. Neil Sanghvi, electrofisiólogo del Hospital Lenox Hill, en la ciudad de Nueva York, quien revisó los hallazgos.

Las personas con apnea del sueño con frecuencia son obesas, aunque no siempre, y muchas tienen otros factores de riesgo cardiaco, como insuficiencia cardiaca o una enfermedad del corazón. Sufrir de esos factores de riesgo ya pone a una persona en peligro de muerte súbita cardiaca, advirtió Sanghvi. "La apnea del sueño podría ser la gota que derrama el vaso. Cada uno de esos factores añade un nivel de riesgo. Cuando se añade la apnea del sueño, se podría tener un peor resultado".

Todo el que sospeche que tiene apnea del sueño debe preguntar al médico sobre una prueba del sueño, dijo Sanghvi. La somnolencia y la fatiga diurnas son síntomas frecuentes. Otra pista es un acompañante de cama que se queje de los ronquidos.

El estudio no abordó si los que usan tratamientos para la apnea del sueño, como una máquina de PPCVA (presión positiva continua de las vías respiratorias) recetada durante el sueño para ayudar con la respiración, reducirían el riesgo. "Sería justo decir que sospechamos que sí", dijo Gami.

El estudio fue financiado por los Institutos Nacionales de Salud de EE. UU. Gami ha fungido como asesor de Medtronic, Boston Scientific y St. Jude Medical, que fabrican desfibriladores y otros dispositivos cardiacos. Otros autores del estudio también han trabajado con fabricantes de dispositivos cardiacos y de PPCVA.

Más información

Para más información sobre la apnea del sueño, visite la National Sleep Foundation.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2013, HealthDay

logo

Return to top